El Ayuntamiento homenajea a la primera farmacia y al primer estanco de Leganés

  • El alcalde y la concejala de Participación Ciudadana han descubierto junto a los responsables de los establecimientos sendas placas conmemorativas que a partir de ahora lucirán en la calle Juan Muñoz
  • En 1898 abrió sus puertas el estanco, mientras que en 1900 lo hizo la farmacia
  • “Leganés era un pueblo que ha ido creciendo poco a poco. Ellos han mantenido ese espíritu de vocación de servicio público y por eso hemos querido reconocer su trabajo”, ha destacado el primer edil
  • El Ayuntamiento continúa con la campaña de recuerdo de vecinos ilustras y lugares emblemáticos de la ciudad. Semanas atrás se reconocía a Manuel Mota ‘El castañero’ de Leganés

El Ayuntamiento de Leganés ha reconocido este 30 de junio a dos establecimientos históricos de la ciudad, la primera farmacia y el primer estanco de Leganés. Se trata de dos comercios centenarios en la localidad, que recibirán este reconocimiento en la campaña ‘Leganés, una ciudad una historia’. Se trata de una iniciativa que arrancó semanas atrás con el homenaje a Manuel Mota ‘El castañero’ y que cuenta con el apoyo técnico del Cronista Oficial de la Villa, Juan Antonio Resalt.

El alcalde, Santiago Llorente, y la concejala de Participación Ciudadana, Angelines Micó, han destapado junto a Rosario Luque Reguera, propietaria de la farmacia, y Juan Antonio Santurino, responsable del estanco, las placas que a partir de ahora lucirán en ambos establecimientos. Junto a ellos también han asistido concejales de la Corporación local.

Estos dos establecimientos lleva más de un siglo sirviendo a los ciudadanos desde la calle Juan Muñoz de Leganés. Rosario Luque es hija de Amador Luque, que fundó la Farmacia ubicada en el número 10 de la calle Juan Muñoz en 1900. Desde entonces han ayudado a cuidar la salud de los vecinos y vecinas de Leganés.

Por su parte, Juan Antonio Santurino forma parte de la quinta generación de la familia que regenta el estanco de la calle Juan Muñoz nº5. Manuel de la Barrera abrió sus puertas en 1898 y desde entonces se ha reinventado para ofrecer a los vecinos y vecinas diferentes productos y servicios como cigarrillos y tabaco pero también sellos, certificados, tarjetas de transporte o bonos de autobús.

El primer edil, Santiago Llorente, ha puesto en valor la impronta de ambos establecimientos en nuestra ciudad. “Dos negocios más que centenarios que simbolizan aquellos primeros negocios que se abrían en nuestra ciudad y que perduran a día de hoy. Leganés era un pueblo de labradores, un pueblo que ha ido creciendo poco a poco. Ellos han mantenido ese espíritu de vocación de servicio público hasta el día de hoy y por eso de alguna forma hemos querido reconocer ese trabajo”, indicó.

Con este reconocimiento el Consistorio ha querido mostrar también su apoyo constante al pequeño comercio que da vida a las calles de la ciudad. “También queremos simbolizar el apoyo del Ayuntamiento al pequeño comercio, al comercio local, al comercio de proximidad porque son los que dan vida a nuestras calles y generan un empleo importantísimo en nuestro municipio”, dijo Llorente.

El acto de reconocimiento al primer estanco y la primera farmacia de Leganés forma parte de la campaña ‘Leganes, una ciudad una historia’ que en los próximos meses recordará a vecinos ilustres y lugares emblemáticos de la ciudad. “Vamos a continuar después del verano con la colocación de algunas placas más que buscan que el recuerdo de los leganenses perdure a lo largo del tiempo”, avanzó el alcalde en su intervención.

Alejandro Mangas Díaz

Me encargo de la producción, grabación y edición del contenido audiovisual de Teleganés y la dirección de programas como Aqui en Leganés y Café para Dos. Además superviso los contenidos de la página web de Teleganés

Deja una respuesta